jueves, 10 de diciembre de 2009

8 de diciembre Inmaculada Concepción y Día de la Virgen ¿por qué?

El 8 de diciembre se celebra en la mayoría de los países católicos el día de la Inmaculada Concepción o el Día de la Virgen. ¿Pero qué es lo que se celebra? No la concepción de Cristo, sino de la misma virgen María. Primero veamos una breve introducción antes de explicar qué es la inmaculada concepción y por qué y desde cuando se festeja el 8 de diciembre.

Inmaculada Conpcepción de Velazquez, de 1618 Según sostiene una doctrina de la Iglesia Católica, Joaquín y Ana, padres de María, la concibieron un 8 de diciembre, pero lo hicieron sin mancha, libres del pecado original que Adán transmitió a toda la humanidad, según se cuenta en la Biblia.

Esta doctrina es un dogma de la Iglesia Católica, o sea una creencia sostenida por la Iglesia que no admite réplica. Fue una creencia y doctrina durante siglos que sólo apelaba a la fe de los cristianos para cree que María desde si misma concepción estuvo libre de pecado.

Pero al parecer no era suficiente con la fe, ya que el 8 de diciembre de 1854, el papa Pío IX decretó la bula Ineffabilis Deus (Dios inefable), en la se dice sin mas que:

Definimos, afirmamos y pronunciamos que la doctrina que sostiene que la Santísima Virgen María fue preservada inmune de toda mancha de culpa original desde el primer instante de su concepción, por singular privilegio y gracia de Dios Omnipotente, en atención a los méritos de Cristo-Jesús, Salvador del género humano, ha sido revelada por Dios y por tanto debe ser firme y constantemente creída por todos los fieles. Por lo cual, si alguno tuviere la temeridad, lo cual Dios no permita, de dudar en su corazón lo que por Nos ha sido definido, sepa y entienda que su propio juicio lo condena, que su fe ha naufragado y que ha caído de la unidad de la Iglesia y que si además osaren manifestar de palabra o por escrito o de otra cualquiera manera externa lo que sintieren en su corazón, por lo mismo quedan sujetos a las penas establecidas por el derecho.

Ya desde 1851 Pío IX venía consultando con los obispos de todo el mundo, y consiguió que la mayoría lo apoyase para que se decrete un dogma la doctrina de la concepción inmaculada de María.

Para conseguir más apoyo a este dogma, en 1870, durante el Concilio Vaticano I, se declaró también dogma la infalibilidad pontificia, o sea que el Papa está libre de cometer errores cuando promulga una bula o decreto. O sea que mediante otro decreto, los obispos resolvieron que ningún cristiano debía pensar que los papas pueden cometer errores cuando promulgan una bula. Y obviamente, esta decisión de los obispos en 1870, fue tranformada en dogma, o sea que tampoco ningún cristiano puede dudar de ella.

¿Qué significa Inmaculada Concepción?

Para que se comprenda bien, es necesario acudir al Pecado Original, que es el que Adán y Eva cometieron al desobedecer la orden e Dios de no comer del árbol del conocimiento del bien y del mal, según se cuenta en el Génesis, de la Biblia. Luego durante el cristianismo los obispos lo fueron cambiando hasta convertirlo en un pecado que se pasa de generación en generación, de padres a hijos, y que todos los humanos son pecadores desde el nacimiento.

Ahora, según el dogma católico de la Inmaculada Concepción, Dios preservó a María de este pecado original. Hizo que su concepción fuese sin mácula, o sea sin mancha, y así nació sin pecado para que a su vez su hijo Jesús naciera sin el pecado original.

¿Por qué se festeja el 8 de diciembre?

La festividad de la Inmaculada Concepción se celebra el 8 de diciembre desde 1476, año en que el papa Sixto IV así lo estableció.

Aunque ya desde la Edad Media existía una festividad llamada Concepción de la bendita Virgen María. Se cree que se originó en los monasterios de Palestina en el siglo VII.

El 8 de diciembre fue elegido porque es justo nueve meses antes del nacimiento de María, que fue un 8 de septiembre. ¿Y cómo se sabe la fecha de nacimiento de María? No se sabe, en ningún lado figura la fecha, y en los libros cristianos más antiguos se da el nacimiento como 1 de mayo, en otros 3 de mayo. Pero se terminó aceptando el 8 de septiembre, según parece por cuestiones de contabilidad, ya que en esa fecha comenzaba el año eclesiástico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No séas anónimo, pon tu nombre abajo